Que Pais Gano La Batalla De Puebla?

Que Pais Gano La Batalla De Puebla
“Soldados, os habéis portado como héroes combatiendo por la Reforma. Vuestros esfuerzos han sido siempre coronados por el éxito. Hoy vais a pelear por un objeto sagrado, vais a pelear por la Patria y yo os prometo que en la presente jornada conquistaréis un día de gloria.

Vuestros enemigos son los primeros soldados del mundo, pero vosotros sois los primeros hijos de México. Soldados, leo en vuestras frentes la victoria y la fe. ¡Viva la independencia nacional! ¡Viva la patria!” Ignacio Zaragoza Comandante militar La Batalla de Puebla fue un combate por la defensa de la soberanía y de la dignidad del pueblo de México, librado el 5 de mayo de 1862 en las cercanías de la ciudad de Puebla, durante la segunda invasión francesa a México.

El pueblo mexicano se enfrentó valientemente, bajo el mando del General Ignacio Zaragoza, al ejército profesional del Segundo Imperio francés, dirigido por Charles Ferdinand Latrille. El resultado fue la victoria contundente de los mexicanos. Este hecho se convirtió en símbolo de soberanía e independencia nacional, contribuye a la construcción de la identidad del pueblo mexicano y hasta la actualidad significa libertad, autonomía e independencia, y fortalece el nacionalismo de la población mexicana en el territorio nacional y en el extranjero.

  • Es significativo que el 5 de mayo se puede señalar como la principal celebración que conmemora la población mexicana en los Estado Unidos de América, siendo confundida incluso por el día de la Independencia, a la cual también le han sumado la celebración del Día del Orgullo Latino;

En la Batalla del 5 de mayo el mando francés concentró su esfuerzo en el Fuerte de Guadalupe, por lo que lanzó un primer embate a este punto. A pesar de la superioridad en armamento de las fuerzas de Lorencez, y el apoyo de militares del bando conservador mexicano, estos fueron detenidas por las tropas nacionales.

El ataque francés hacia el Fuerte de Guadalupe se repitió dos veces más, sin embargo, los soldados mexicanos lograron rechazarlos en ambas ocasiones y provocar con ello la retirada francesa [1]. Este conflicto armado surgió como consecuencia de la grave crisis que dejo la Guerra de Reforma, guerra civil que aconteció en México del año de 1858 a 1861, librada entre conservadores y liberales, éstos últimos liderados por Benito Juárez, lograron sobreponerse y triunfar, haciendo valer la legalidad llegan a la presidencia instaurando las Leyes de Reforma, que incluían la separación de la Iglesia y el Estado, la nacionalización de los bienes eclesiásticos y la libertad de cultos.

Sin embargo, los estragos de la guerra y la negativa de los conservadores y la iglesia de apoyar la reconstrucción económica del país, así como de otorgar préstamos al gobierno liberal, llevo al gobierno de Benito Juárez en julio de 1861 a solicitar un plazo de dos años para el pago de deudas originada entre liberales y conservadores, situación que fue rechazada por Francia, Inglaterra y España firmando la Convención de Londres donde acordaron enviar militares a México.

Ante dichas amenazas, Juárez invitó a resolver la situación mediante un diálogo diplomático entre las naciones, y el entonces Secretario de relaciones Exteriores Manuel Doblado logro que tanto España como Inglaterra se desistieran del pacto de guerra, asentando los acuerdos en los Tratados de La Soledad, donde el gobierno mexicano se comprometió a realizar los pagos correspondientes.

Sin embargo, el gobierno francés con su afán expansionista aprovechando la delicada situación en la que se encontraba el país no cumplió con lo pactado y comenzó una invasión armada en México. En abril de 1862, con el apoyo del bando de los conservadores mexicanos, los franceses emprendieron, desde Córdoba, Veracruz, la campaña militar hacia el centro de la República.

  1. La primera batalla importante donde el ejército mexicano venció tuvo lugar el 28 de abril en las Cumbres de Acultzingo, Veracruz, el siguiente lugar en la ruta a la capital era la ciudad de Puebla [2];

El Ejército francés contaba con soldados experimentados. Ante la amenaza de una intervención armada, el Presidente Juárez dispuso la organización de las Guardias Nacionales y del Cuerpo del Ejército de Oriente, comandado entonces por el General Ignacio Zaragoza, quien decidió concentrar sus fuerzas en la Ciudad de Puebla y ponerla en estado de defensa, con el objetivo de enfrentar en ese lugar a las fuerzas invasoras.

Es en este momento donde encontramos que a las 9 de la mañana del 5 de mayo de 1862, con el disparo de un cañón mexicano dio inicio una de las jornadas más gloriosas que registran la historia de México.

Francia concentró su esfuerzo en el Fuerte de Guadalupe y lanzó un primer embate a este punto. A pesar de la superioridad en armamento de las fuerzas del francés Lorencez, estas fueron detenidas por las tropas mexicanas. El ataque francés hacia el Fuerte de Guadalupe se repitió dos veces más, sin embargo, los soldados mexicanos lograron rechazarlos en ambas ocasiones y provocar con ello la retirada francesa [3].

La primera carga de los franceses fue detenida por los indígenas voluntarios, originarios de Tetela del Río, hoy Tetela de Ocampo, que conformaban el grueso del batallón con 115 hombres, que junto con el coronel Juan Nepomuceno Méndez, fue el primer cuerpo del Ejército de Oriente en hacer frente a los franceses.

El General Zaragoza dispuso que la brigada de Porfirio Díaz constituida por los Batallones de Guardia Nacional de Oaxaca, Guerrero y Morelos cubrieron el acceso a la ciudad por el camino de Veracruz. Los generales Felipe Benicio Berriozábal, Francisco Lamadrid y Antonio Álvarez comandaron la defensa del flanco derecho del fuerte de Guadalupe con las tropas del Estado de México y San Luis Potosí; el lado izquierdo, en el cerro de Acueyametepec ubicado en el norte de la ciudad y en cuya cumbre se ubicaban los Fuertes de Loreto y Guadalupe, con el general Miguel Negrete a la cabeza de la Segunda División de Infantería, el resto de artillería con el general Santiago Tapia dentro de Puebla, además del Gral.

Ignacio Mejía, el coronel José Solís, entre otros. Estos militares mexicanos junto con grupos voluntarios de poblaciones indígenas como los zacapoaxtlas, xochiapulcos, y los tetelenses, entre otros que, con machetes, y sin entrenamiento, pero con bravura y patriotismo, jugaron un papel importante en la derrota de los franceses en la batalla de Puebla, entre otros muchos héroes célebres y desconocidos; que mostraron su visión libertaria a diferencia de la élite conservadora como Leonardo Márquez “El carnicero de Tacubaya”, Almonte y Antonio de Haro y Tamariz, entre otros que acompañaban a los franceses a luchar en contra del ejército republicano de México.

Tampoco se puede olvidar la patriótica acción de aquellos que haciendo a un lado sus diferencias políticas lucharon por la Republica como fue el caso del general conservador Miguel Negrete, quien abandonó al partido conservador y se puso a disposición de Zaragoza con la siguiente frase: “Yo tengo patria antes que partido” EL presidente Benito Juárez durante toda la batalla estuvo informado de la situación a través de telegramas, -servicio que había sido instalado en México desde 1851-.

  • [4];
  • Mientras se libraba la batalla, en el Palacio Nacional y en la Ciudad de México en general se vivía un ambiente de tensa espera;
  • Lo último que se sabía de Puebla fue el telegrama enviado por Zaragoza hacia las 12:30 del día, en el que avisaba que el fuego de artillería de ambos lados había iniciado, y luego silencio, hasta las 4:15 de la tarde finalmente se recibieron noticias y a las 5:49 de la tarde se recibió otro parte, dirigido al ministro de Guerra, que causó tranquilidad y se recibió con júbilo el aviso del retiro del ejército francés: “;

Las armas del Supremo Gobierno se han cubierto de gloria: el enemigo ha hecho esfuerzos supremos por apoderarse del Cerro de Guadalupe, que atacó por el oriente de izquierda y derecha durante tres horas: fue rechazado tres veces en completa dispersión y en estos momentos está formado en batalla, fuerte de más de 4,000 hombres, frente al cerro de Guadalupe, fuera de tiro.

  1. No lo bato, como desearía, porque el Gobierno sabe (que) no tengo para ello fuerza bastante;
  2. Calculo la pérdida del enemigo, que llegó hasta los fosos de Guadalupe en su ataque, en 600 o 700 entre muertos y heridos; 400 habremos tenido nosotros;

Sírvase vd. dar cuenta de este parte al C. Presidente. — I. Zaragoza [5]. El triunfo significó para los mexicanos, la consecución de un éxito logrado pese a las divisiones de la sociedad, las condiciones desfavorables de inferioridad numérica y armamento ante el que se consideraba en esos momentos el mejor ejército del mundo, la moral caída por eventos anteriores, y la traición de algunos sectores de las élites y de la clase política conservadora que mostraban, simpatía y apoyo hacia los invasores.

Sin embargo, se sobrepusieron y, los republicanos respondieron con celeridad a las situaciones que la batalla les planteaba y supieron sacar ventaja de los errores de los franceses. La Batalla de Puebla fue un importante triunfo para México, pues retrasó durante un año el avance del invasor y permitió al gobierno mexicano preparar la defensa de la ciudad.

De igual manera el arrojo, valentía y patriotismo mostrado por los hombres comandados por el General Zaragoza hicieron que este hecho de armas sea un símbolo de defensa de la soberanía e independencia de nuestra nación.

¿Quién ganó en la Batalla de Puebla?

Este 5 de mayo se conmemora un aniversario más de la Batalla de Puebla, una de las gestas más relevantes en la historia de México en la que el ejército nacional venció al francés, el más poderoso del mundo en el siglo XIX.

¿Dónde ganaron la Batalla de Puebla?

La BATALLA DE PUEBLA | MÉXICO destrozando a FRANCIA

¿Cómo se ganó la Batalla de Puebla?  – La mañana del 5 de mayo de 1862, el ejército mexicano logró contener y vencer más de una vez al ejército francés en los Fuerte de Loreto y Guadalupe , a pesar de que los europeos superaban a las tropas mexicanas en número y armamento.

¿Cuáles fueron los países que llegaron a México para cobrar la deuda del 5 de mayo?

¿Cuándo se acabó la Batalla de Puebla?

La Batalla  – El presidente Juárez sabía que había una guerra inminente y se organizó para proteger la Ciudad de México y ordenando la fortificación de Puebla. Creo también al Ejército de Oriente , designando al mando al general Ignacio Zaragoza. El ejército mexicano contaba apenas 2 mil hombres , entre los que había unos pocos soldados y una gran cantidad de indígenas y guerreros de ascendencia mixta, dispuestos a dar todo por su suelo.

  • Ampliamente superados, sin preparación alguna y con una escasa administración, los combatientes mexicanos se dirigieron al frente de batalla;
  • El día 5 de mayo de 1862, tras una de las más duras batallas de la historia, los franceses terminaron por retirarse;

El saldo fue de más de 500 bajas en las líneas francesas contra apenas unas 100 en las mexicanas. Éste hecho se convirtió en un fuerte símbolo de la resistencia y del poder mexicano, representando justamente una victoria simbólica contra los grandes imperios.

¿Que se gano en la Batalla de Puebla?

“Soldados, os habéis portado como héroes combatiendo por la Reforma. Vuestros esfuerzos han sido siempre coronados por el éxito. Hoy vais a pelear por un objeto sagrado, vais a pelear por la Patria y yo os prometo que en la presente jornada conquistaréis un día de gloria.

  • Vuestros enemigos son los primeros soldados del mundo, pero vosotros sois los primeros hijos de México;
  • Soldados, leo en vuestras frentes la victoria y la fe;
  • ¡Viva la independencia nacional! ¡Viva la patria!” Ignacio Zaragoza Comandante militar La Batalla de Puebla fue un combate por la defensa de la soberanía y de la dignidad del pueblo de México, librado el 5 de mayo de 1862 en las cercanías de la ciudad de Puebla, durante la segunda invasión francesa a México;

El pueblo mexicano se enfrentó valientemente, bajo el mando del General Ignacio Zaragoza, al ejército profesional del Segundo Imperio francés, dirigido por Charles Ferdinand Latrille. El resultado fue la victoria contundente de los mexicanos. Este hecho se convirtió en símbolo de soberanía e independencia nacional, contribuye a la construcción de la identidad del pueblo mexicano y hasta la actualidad significa libertad, autonomía e independencia, y fortalece el nacionalismo de la población mexicana en el territorio nacional y en el extranjero.

  1. Es significativo que el 5 de mayo se puede señalar como la principal celebración que conmemora la población mexicana en los Estado Unidos de América, siendo confundida incluso por el día de la Independencia, a la cual también le han sumado la celebración del Día del Orgullo Latino;
You might be interested:  Donde Se Recoge La Tarjeta De Circulacion Puebla?

En la Batalla del 5 de mayo el mando francés concentró su esfuerzo en el Fuerte de Guadalupe, por lo que lanzó un primer embate a este punto. A pesar de la superioridad en armamento de las fuerzas de Lorencez, y el apoyo de militares del bando conservador mexicano, estos fueron detenidas por las tropas nacionales.

  • El ataque francés hacia el Fuerte de Guadalupe se repitió dos veces más, sin embargo, los soldados mexicanos lograron rechazarlos en ambas ocasiones y provocar con ello la retirada francesa [1];
  • Este conflicto armado surgió como consecuencia de la grave crisis que dejo la Guerra de Reforma, guerra civil que aconteció en México del año de 1858 a 1861, librada entre conservadores y liberales, éstos últimos liderados por Benito Juárez, lograron sobreponerse y triunfar, haciendo valer la legalidad llegan a la presidencia instaurando las Leyes de Reforma, que incluían la separación de la Iglesia y el Estado, la nacionalización de los bienes eclesiásticos y la libertad de cultos;

Sin embargo, los estragos de la guerra y la negativa de los conservadores y la iglesia de apoyar la reconstrucción económica del país, así como de otorgar préstamos al gobierno liberal, llevo al gobierno de Benito Juárez en julio de 1861 a solicitar un plazo de dos años para el pago de deudas originada entre liberales y conservadores, situación que fue rechazada por Francia, Inglaterra y España firmando la Convención de Londres donde acordaron enviar militares a México.

Ante dichas amenazas, Juárez invitó a resolver la situación mediante un diálogo diplomático entre las naciones, y el entonces Secretario de relaciones Exteriores Manuel Doblado logro que tanto España como Inglaterra se desistieran del pacto de guerra, asentando los acuerdos en los Tratados de La Soledad, donde el gobierno mexicano se comprometió a realizar los pagos correspondientes.

Sin embargo, el gobierno francés con su afán expansionista aprovechando la delicada situación en la que se encontraba el país no cumplió con lo pactado y comenzó una invasión armada en México. En abril de 1862, con el apoyo del bando de los conservadores mexicanos, los franceses emprendieron, desde Córdoba, Veracruz, la campaña militar hacia el centro de la República.

  • La primera batalla importante donde el ejército mexicano venció tuvo lugar el 28 de abril en las Cumbres de Acultzingo, Veracruz, el siguiente lugar en la ruta a la capital era la ciudad de Puebla [2];

El Ejército francés contaba con soldados experimentados. Ante la amenaza de una intervención armada, el Presidente Juárez dispuso la organización de las Guardias Nacionales y del Cuerpo del Ejército de Oriente, comandado entonces por el General Ignacio Zaragoza, quien decidió concentrar sus fuerzas en la Ciudad de Puebla y ponerla en estado de defensa, con el objetivo de enfrentar en ese lugar a las fuerzas invasoras.

  • Es en este momento donde encontramos que a las 9 de la mañana del 5 de mayo de 1862, con el disparo de un cañón mexicano dio inicio una de las jornadas más gloriosas que registran la historia de México;

Francia concentró su esfuerzo en el Fuerte de Guadalupe y lanzó un primer embate a este punto. A pesar de la superioridad en armamento de las fuerzas del francés Lorencez, estas fueron detenidas por las tropas mexicanas. El ataque francés hacia el Fuerte de Guadalupe se repitió dos veces más, sin embargo, los soldados mexicanos lograron rechazarlos en ambas ocasiones y provocar con ello la retirada francesa [3].

  1. La primera carga de los franceses fue detenida por los indígenas voluntarios, originarios de Tetela del Río, hoy Tetela de Ocampo, que conformaban el grueso del batallón con 115 hombres, que junto con el coronel Juan Nepomuceno Méndez, fue el primer cuerpo del Ejército de Oriente en hacer frente a los franceses;

El General Zaragoza dispuso que la brigada de Porfirio Díaz constituida por los Batallones de Guardia Nacional de Oaxaca, Guerrero y Morelos cubrieron el acceso a la ciudad por el camino de Veracruz. Los generales Felipe Benicio Berriozábal, Francisco Lamadrid y Antonio Álvarez comandaron la defensa del flanco derecho del fuerte de Guadalupe con las tropas del Estado de México y San Luis Potosí; el lado izquierdo, en el cerro de Acueyametepec ubicado en el norte de la ciudad y en cuya cumbre se ubicaban los Fuertes de Loreto y Guadalupe, con el general Miguel Negrete a la cabeza de la Segunda División de Infantería, el resto de artillería con el general Santiago Tapia dentro de Puebla, además del Gral.

  • Ignacio Mejía, el coronel José Solís, entre otros;
  • Estos militares mexicanos junto con grupos voluntarios de poblaciones indígenas como los zacapoaxtlas, xochiapulcos, y los tetelenses, entre otros que, con machetes, y sin entrenamiento, pero con bravura y patriotismo, jugaron un papel importante en la derrota de los franceses en la batalla de Puebla, entre otros muchos héroes célebres y desconocidos; que mostraron su visión libertaria a diferencia de la élite conservadora como Leonardo Márquez “El carnicero de Tacubaya”, Almonte y Antonio de Haro y Tamariz, entre otros que acompañaban a los franceses a luchar en contra del ejército republicano de México;

Tampoco se puede olvidar la patriótica acción de aquellos que haciendo a un lado sus diferencias políticas lucharon por la Republica como fue el caso del general conservador Miguel Negrete, quien abandonó al partido conservador y se puso a disposición de Zaragoza con la siguiente frase: “Yo tengo patria antes que partido” EL presidente Benito Juárez durante toda la batalla estuvo informado de la situación a través de telegramas, -servicio que había sido instalado en México desde 1851-.

  • [4];
  • Mientras se libraba la batalla, en el Palacio Nacional y en la Ciudad de México en general se vivía un ambiente de tensa espera;
  • Lo último que se sabía de Puebla fue el telegrama enviado por Zaragoza hacia las 12:30 del día, en el que avisaba que el fuego de artillería de ambos lados había iniciado, y luego silencio, hasta las 4:15 de la tarde finalmente se recibieron noticias y a las 5:49 de la tarde se recibió otro parte, dirigido al ministro de Guerra, que causó tranquilidad y se recibió con júbilo el aviso del retiro del ejército francés: “;

Las armas del Supremo Gobierno se han cubierto de gloria: el enemigo ha hecho esfuerzos supremos por apoderarse del Cerro de Guadalupe, que atacó por el oriente de izquierda y derecha durante tres horas: fue rechazado tres veces en completa dispersión y en estos momentos está formado en batalla, fuerte de más de 4,000 hombres, frente al cerro de Guadalupe, fuera de tiro.

  • No lo bato, como desearía, porque el Gobierno sabe (que) no tengo para ello fuerza bastante;
  • Calculo la pérdida del enemigo, que llegó hasta los fosos de Guadalupe en su ataque, en 600 o 700 entre muertos y heridos; 400 habremos tenido nosotros;

Sírvase vd. dar cuenta de este parte al C. Presidente. — I. Zaragoza [5]. El triunfo significó para los mexicanos, la consecución de un éxito logrado pese a las divisiones de la sociedad, las condiciones desfavorables de inferioridad numérica y armamento ante el que se consideraba en esos momentos el mejor ejército del mundo, la moral caída por eventos anteriores, y la traición de algunos sectores de las élites y de la clase política conservadora que mostraban, simpatía y apoyo hacia los invasores.

  1. Sin embargo, se sobrepusieron y, los republicanos respondieron con celeridad a las situaciones que la batalla les planteaba y supieron sacar ventaja de los errores de los franceses;
  2. La Batalla de Puebla fue un importante triunfo para México, pues retrasó durante un año el avance del invasor y permitió al gobierno mexicano preparar la defensa de la ciudad;

De igual manera el arrojo, valentía y patriotismo mostrado por los hombres comandados por el General Zaragoza hicieron que este hecho de armas sea un símbolo de defensa de la soberanía e independencia de nuestra nación.

¿Quién derrotó al ejército francés?

“Mi querido amigo: Con positiva satisfacción he recibido del gobierno el nuevo voto de confianza con que se ha servido honrarme nombrándome General en jefe de este cuerpo de ejército: muy arduo y difícil es el cargo que se me encomienda […], pero me sobra voluntad para llenarlo y me esforzaré cuanto esté en mí, a fin de desempeñarlo como a la patria conviene” Ignacio Zaragoza Carta a Benito Juárez 1862   El 24 de marzo de 1829 nació Ignacio Zaragoza Seguín en Bahía del Espíritu Santo, entonces territorio mexicano del estado de Coahuila y Texas —hoy, Goliad, Texas, EUA.

El segundo hijo de ocho, del soldado veracruzano Miguel Zaragoza Valdés y la texana María de Jesús Seguín Martínez, fue un destacado y ameritado militar mexicano, ministro de Guerra del presidente Benito Juárez en 1861 [1] , quien venció a los franceses en la ciudad de Puebla, el 5 de mayo de 1862.

Cuando Texas se independizó de México, Miguel Zaragoza emigró con su familia, instalándose primero en Matamoros (1834), y tiempo después en Monterrey (1844). Ignacio se inició en el sacerdocio, ingresando al seminario. Sin embargo, abandonó este caminó en 1846.

Al año siguiente intentó entrar al ejército regiomontano para luchar contra las tropas estadounidenses, pero fue rechazado. Tenía 17 años. Optó entonces por dedicarse al comercio. Finalmente, Ignacio Zaragoza inició una ascendente carrera militar desde que ingreso a la Guardia Nacional de Nuevo León (1853).

Zaragoza contrajo matrimonio en 1857, cuando tenía 24 años, con la señorita Rafaela Padilla de la Garza, originaria de Monterrey, Nuevo León, sin poder asistir al acto matrimonial en la catedral de esa ciudad, tuvo que ser representado por su hermano Miguel.

La familia Zaragoza Padilla tuvo tres hijos, dos de los cuales no sobrevivieron: Ignacio, el primero, falleció en 1858; e Ignacio Estanislao, en 1861. La única descendiente del general que sobrevivió fue su hija Rafaela, (1860 -1927).

[2]. Ignacio participó activamente en la política nacional, adhiriéndose en 1854 al Plan de Ayutla contra la dictadura de Antonio López de Santa Anna y apoyando al movimiento liberal y a Benito Juárez durante la Guerra de Reforma [3] (1857-1861). En octubre de 1860, sus tropas y las de Jesús González Ortega tomaron Guadalajara, derrotando al general conservador Leonardo Márquez.

En reconocimiento, fue ascendido a general, y formo parte de los cuerpos defensores de la Constitución de 1857, venciendo a los conservadores en una de las batallas decisivas para la victoria liberal: Calpulalpan (Diciembre 1860) [4].

Al triunfo del movimiento, y al establecerse el gobierno de Benito Juárez en la Ciudad de México, por su lealtad y patriotismo Ignacio fue nombrado Ministro de Guerra y Marina de abril a diciembre de 1861, cuando renunció a esa posición para enfrentar una de las tareas más importantes y difíciles de su vida, participar en la defensa de la soberanía nacional al mando del Ejército de Oriente durante la Intervención Francesa (Diciembre 1861- Junio 1864).

  • Al concluir la Guerra de reforma el país estaba devastado, social y económicamente, el territorio dividido, la iglesia y la élite de los conservadores al ver perdidas sus canonjías buscaban en el exterior alianzas y negaban recursos al gobierno el cual estaba en la bancarrota, así el Congreso decretó la suspensión de pagos;

La respuesta de los acreedores internacionales no se hizo esperar Inglaterra, Francia y España firmaron el tratado de la Convención de Londres; en el cual acordaron enviar fuerzas militares a territorio mexicano, el acuerdo se frustro debido a que Inglaterra y España desistieron al llegar a un acuerdo con el gobierno mexicano a través de los Tratados de la Soledad.

Solo Francia, a pesar de haber firmado dichos acuerdos, y pretendiendo expandir sus dominios en América trató de instaurar una monarquía en territorio mexicano en contubernio con los conservadores. Mandó fuerzas invasoras a las costas mexicanas, dándose el primer enfrentamiento con el ejército liberal mexicano, en las cumbres del municipio veracruzano de Acultzingo el 28 de abril de 1862.

El general Zaragoza al mando del Ejército de Oriente, es designado por Juárez para detener el avance sobre Puebla del ejército francés de élite —el cual era considerado entonces el mejor del mundo, bajo el mando de Charles Ferdinand Latrille, conde de Lorencez—.

  1. Ignacio Zaragoza se atrincheró en los fuertes de Loreto y Guadalupe, con un ejército mal armado, pero determinado a detener al invasor y defender la soberanía nacional con sus vidas, además de contar con la participación fundamental de las distintas comunidades indígenas de la región, quienes a apunta de machete enfrentaron a los franceses; lucha conjunta, valiente y decidida que llevo a la derrota de los invasores en la célebre Batalla del 5 de Mayo de 1862, salvando a la ciudad de Puebla de caer en manos enemigas;

1862 fue para el joven general un año de gloria y de dolor, su esposa Rafaela Padilla, murió el 13 de enero por pulmonía, y con esa pena a cuestas el héroe de Puebla se embarca en el mayor reto de su vida obteniendo la gran victoria del 5 de mayo contra los franceses, pero también ese mismo año a tan solo cuatro meses de su heroica batalla, Ignacio Zaragoza Seguín se enferma gravemente de fiebre tifoidea y muere el 8 de septiembre en esa misma ciudad.

  • Al parecer, su contagio lo obtuvo durante una visita que realizo a las fuerzas liberales el 22 de mayo, en las Cumbres de Acultzingo [5];
  • El presidente Juárez traslado su cuerpo a la Ciudad de México, se decretaron honras fúnebres en todo el país, dignas de un general muerto en campaña: que todo funcionario guardara luto por nueve días; el izamiento del pabellón nacional a media asta por tres días consecutivos, con cañonazos cada cuarto de hora, desde el alba hasta la puesta del sol;

El propio Juárez el 11 de septiembre de 1862 lo declaró “Benemérito de la Patria en grado heroico”, dio a la capital poblana el nombre de Puebla de Zaragoza, su nombre se inscribió con letras de oro en el Congreso de la Unión, [6] fue objeto de homenajes del presidente y sus ministros hasta el 13 de septiembre, fecha en que fue enterrado en el panteón de San Fernando, en la capital del país.

  • Lo acompañaron las personas más prominentes y el pueblo, el discurso del jurista y político José María Iglesias destacó: “El día que puedan agregarse nuestros laureles a los siempre frescos de esa tumba que va a cerrarse a nuestra vista; el día en que se firme una paz honrosa, salvándose la dignidad nacional […] habremos levantado, creedme, el monumento más honorífico a Zaragoza, el más adecuado a la alta nobleza de sus sentimientos”;
You might be interested:  Quien Pasó Del Atlas Y El Puebla?

En 1976 sus restos fueron trasladados a la ciudad de Puebla, y el 5 de mayo de 1979 los de su esposa. La Batalla del 5 de mayo se ha convertido en una fecha nacional emblemática símbolo de la defensa del pueblo de su soberanía, de la victoria sobre la invasión y emblema de la libertad y la identidad que sustentan la independencia nacional.

¿Qué pasó después de la Batalla del 5 de mayo?

Consecuencias de la Batalla de Puebla Luego de cuatro años en guerra, Francia ganó la guerra e impuso el Segundo Imperio Mexicano, bajo el mando de Maximiliano de Habsburgo.

¿Cuál fue el papel de Porfirio Díaz en la Batalla de Puebla?

Porfirio Díaz, quien fue presidente de México por poco más de 30 años de dictadura, fue un destacado militar que mantuvo un papel relevante en el triunfo de la Batalla de Puebla, ocurrida el 5 de mayo de 1962. Además de combatir en la Batalla de Puebla, para intentar frenar el avance de los invasores franceses en territorio mexicano, participó en la resistencia al Sitio de Puebla, la Batalla de Miahuatlán y en la Batalla de la Carbonera, además de su heroico combate del 2 de abril de 1867.

¿Por qué la Batalla del 5 de mayo se considera una de las mayores victorias del ejército mexicano?

Cada 5 de mayo, diversas actividades, comida, bebidas y música destacan este día en México y Estados Unidos , dos países con historia entre ambos, donde los nacidos o descendientes del país azteca conmemoran una fecha muy importante: la Batalla de Puebla.

MIRA AQUÍ: Por qué el ‘Cinco de mayo’ se celebra más en Estados Unidos que en México El 5 de mayo se rinde tributo a la victoria del ejército mexicano sobre las tropas francesas durante la Batalla de Puebla, la cual se desarrolló el año 1862.

Este hecho histórico se recuerda como una de las gestas más importantes por haber derrotado a uno de los mejores ejércitos de la época. La mañana del 5 de mayo se inició con una batalla entre el ejército de México (2. 000 soldados y 2. 700 civiles armados) y las tropas de Francia.

  • Esta última, pese a ser superior, no tenía estrategias adaptadas al terreno de enfrentamiento;
  • MIRA AQUÍ: Día de la Madre: además de Perú, ¿en qué otros países se celebra el segundo domingo de mayo? Aunque los últimos cuatros meses, el ejército galo había avanzado desde las costas de Veracruz con dirección a México, por el incumplimiento del pago de 80 millones de dólares de deuda externa, al final terminó derrotado;

“Las armas nacionales se han cubierto de gloria. Las tropas francesas se portaron con valor en el combate y su jefe con soberbia, necedad y torpeza”, escribió el general Ignacio Zaragoza, quien estaba al frente del ejército mexicano..

¿Por qué México le debe dinero a Estados Unidos?

¿Por qué le debemos más a EU que a otros países? – “Porque (las instituciones privadas bancarias de) Estados Unidos prestan barato y tienen mucho para prestar. EU es una potencia mundial, sus tasas de interés están en el piso, de cero a 0. 25%, el tipo de cambio de peso a dólar es accesible.

  • Es fácil endeudarse con ellos”, nos dijo Paulina Agudelo , investigadora de México, ¿Cómo vamos? Además, “si vives con tu tío rico, es mejor pedirle prestado a él que al banco, porque la relación con tu tío es de toda la vida;

Estados Unidos es el tío rico de México; obvio le va a prestar por ser en este caso socios comerciales con producción de materia prima y bienes baratos”, agregó Agudelo. Por su parte, Carlos Aviud , especialista en deuda pública del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP) consideró que “la relación de dependencia comercial, social y de deuda pública entre ambos países es histórica.

¿Cuánto dinero le debe México a España?

/ sábado 12 de mayo de 2018 E l imperio francés -con el apoyo de Inglaterra y España- ya había mostrado sus intenciones intervencionistas en el continente americano en 1828, cuando una escuadrilla francesa se presentó en la bahía de Guanabara con intenciones de bombardear Río de Janeiro en Brasil.

  1. En 1829, Tampico sufría los propósitos de violar la independencia nacional;
  2. En 1833 los ingleses se apropiaron de las Islas Malvinas en el hemisferio sur, frente a Argentina, y que ya antes habían sido ocupadas por Francia;

Cinco años más tarde, los franceses cañonearon Veracruz y casi al mismo tiempo hicieron lo mismo a la Isla Martín García, también frente a Buenos Aires. En 1850, Inglaterra usurpó a Guatemala las tierras caribeñas situadas entre los ríos Sibón y Sarstún; a Honduras, las islas de La Bahía, y a Nicaragua, La Mezquita.

Y por supuesto que había intenciones de intervenir en México. Después de tres años de la Guerra de Reforma, México se encontraba financieramente en ruinas y tenía deudas enormes que los conservadores contrataron con banqueros europeos para pagar la guerra.

La deuda era de 80 millones de pesos; 69 millones para los ingleses, nueve millones para los españoles y dos millones para Francia. El presidente Benito Juárez declaró el 17 de julio de 1861 una moratoria de dos años en el pago de deudas a prestamistas extranjeros.

  1. El 31 de octubre de 1861, Francia, Inglaterra y España firmaron la Convención de Londres, en la cual se comprometieron a invadir el país si no se saldaban por completo las deudas con los tres países europeos;

Juárez respondió con un exhorto para lograr un arreglo amistoso. El 5 de marzo de 1862, cuando aún se realizaban las negociaciones, llegó a Veracruz un contingente militar francés bajo el mando de Charles Ferdinand Latrille, conde de Lorencez. A finales de abril, Lorencez se puso en marcha, junto con sus efectivos, hacia Puebla, con el fin de avanzar para conquistar la Ciudad de México.

Fue entonces cuando Juárez creó al Ejército de Oriente y designó al general Ignacio Zaragoza al frente de este. Por todo lo anterior, la actitud solidaria y fraternal de los países americanos fue muy clara al conocer el parte de guerra del general zacatecano Felipe Berriozábal anunciando la victoria el 5 de mayo de 1862.

Durante la intervención francesa, Berriozábal destacó por su brillante actuación con una columna de mil hombres que heroicamente reforzaron los fuertes de Loreto y Guadalupe, apoyando al general Ignacio Zaragoza. Años después, con la desaparición de Maximiliano, el periódico limeño “El Sol de Piura”, de aquella época comentó que el “triunfo y la restauración de la República en 1867, fue la página que inscribió en la historia del mundo el nombre de un pueblo -el mexicano- tremolando el lábaro de la justicia; fue el símbolo sin mácula de una doctrina que dio vida y carácter a sus instituciones; fue en una palabra, el episodio único que distinguió a México dentro del concierto universal”.

El periódico “El Imparcial”, de Argentina, sintetizó: “Es consolador para los pueblos americanos el ver esta resistencia hecha por uno de ellos a las ambiciones de las grandes potencias de la tierra. México puede caer, pero caerá con gloria, defendiendo palmo a palmo su soberanía e independencia”.

El general español Juan Prim, quizás pensando en los días de grandeza de su patria advirtió que la expedición contra México era un crimen. Prim se retiró en nombre de España como lo hizo Inglaterra a su vez. Ya solo, Napoleón -el pequeñono pudo superar el paso firme de la historia.

  • En este siglo 21, hace cerca de 20 años que vivimos angustiados y afligidos por una economía mal dirigida, por una política peor encauzada y por una guerra sin estrategia lanzada contra los narcotraficantes;

Y seguimos amenazados por todas partes con asesinatos, secuestros, impunidad y corrupción. Hoy más que nunca debemos lanzar la mirada al pasado y recobrar el brillo que luce nuestro escudo nacional, y los tres bellísimos colores que enmarcan a nuestro lábaro patrio, forjado en las fraguas de las batallas.

México debe salir del marasmo en el cual ha caído. México debe ser recobrado: los generales Zaragoza y Berriozábal viven en la historia y en el porvenir. E l imperio francés -con el apoyo de Inglaterra y España- ya había mostrado sus intenciones intervencionistas en el continente americano en 1828, cuando una escuadrilla francesa se presentó en la bahía de Guanabara con intenciones de bombardear Río de Janeiro en Brasil.

En 1829, Tampico sufría los propósitos de violar la independencia nacional. En 1833 los ingleses se apropiaron de las Islas Malvinas en el hemisferio sur, frente a Argentina, y que ya antes habían sido ocupadas por Francia. Cinco años más tarde, los franceses cañonearon Veracruz y casi al mismo tiempo hicieron lo mismo a la Isla Martín García, también frente a Buenos Aires.

En 1850, Inglaterra usurpó a Guatemala las tierras caribeñas situadas entre los ríos Sibón y Sarstún; a Honduras, las islas de La Bahía, y a Nicaragua, La Mezquita. Y por supuesto que había intenciones de intervenir en México.

Después de tres años de la Guerra de Reforma, México se encontraba financieramente en ruinas y tenía deudas enormes que los conservadores contrataron con banqueros europeos para pagar la guerra. La deuda era de 80 millones de pesos; 69 millones para los ingleses, nueve millones para los españoles y dos millones para Francia.

El presidente Benito Juárez declaró el 17 de julio de 1861 una moratoria de dos años en el pago de deudas a prestamistas extranjeros. El 31 de octubre de 1861, Francia, Inglaterra y España firmaron la Convención de Londres, en la cual se comprometieron a invadir el país si no se saldaban por completo las deudas con los tres países europeos.

Juárez respondió con un exhorto para lograr un arreglo amistoso. El 5 de marzo de 1862, cuando aún se realizaban las negociaciones, llegó a Veracruz un contingente militar francés bajo el mando de Charles Ferdinand Latrille, conde de Lorencez. A finales de abril, Lorencez se puso en marcha, junto con sus efectivos, hacia Puebla, con el fin de avanzar para conquistar la Ciudad de México.

  • Fue entonces cuando Juárez creó al Ejército de Oriente y designó al general Ignacio Zaragoza al frente de este;
  • Por todo lo anterior, la actitud solidaria y fraternal de los países americanos fue muy clara al conocer el parte de guerra del general zacatecano Felipe Berriozábal anunciando la victoria el 5 de mayo de 1862;

Durante la intervención francesa, Berriozábal destacó por su brillante actuación con una columna de mil hombres que heroicamente reforzaron los fuertes de Loreto y Guadalupe, apoyando al general Ignacio Zaragoza. Años después, con la desaparición de Maximiliano, el periódico limeño “El Sol de Piura”, de aquella época comentó que el “triunfo y la restauración de la República en 1867, fue la página que inscribió en la historia del mundo el nombre de un pueblo -el mexicano- tremolando el lábaro de la justicia; fue el símbolo sin mácula de una doctrina que dio vida y carácter a sus instituciones; fue en una palabra, el episodio único que distinguió a México dentro del concierto universal”.

El periódico “El Imparcial”, de Argentina, sintetizó: “Es consolador para los pueblos americanos el ver esta resistencia hecha por uno de ellos a las ambiciones de las grandes potencias de la tierra. México puede caer, pero caerá con gloria, defendiendo palmo a palmo su soberanía e independencia”.

El general español Juan Prim, quizás pensando en los días de grandeza de su patria advirtió que la expedición contra México era un crimen. Prim se retiró en nombre de España como lo hizo Inglaterra a su vez. Ya solo, Napoleón -el pequeñono pudo superar el paso firme de la historia.

En este siglo 21, hace cerca de 20 años que vivimos angustiados y afligidos por una economía mal dirigida, por una política peor encauzada y por una guerra sin estrategia lanzada contra los narcotraficantes.

Y seguimos amenazados por todas partes con asesinatos, secuestros, impunidad y corrupción. Hoy más que nunca debemos lanzar la mirada al pasado y recobrar el brillo que luce nuestro escudo nacional, y los tres bellísimos colores que enmarcan a nuestro lábaro patrio, forjado en las fraguas de las batallas.

¿Qué país le prestó dinero a México después de la independencia?

Inglaterra se posicionó en el siglo XIX como el ‘prestamista del mundo’ y otorgó financiamientos a los primeros gobiernos latinoamericanos. México fue uno de ellos. Esta es la historia. Después de 11 años de lucha armada, el primer reto del México independiente fue levantar su actividad económica devastada por la guerra y obtener recursos para solventar los gastos elementales para la administración pública.

  1. Para ello recurrió a contratar deuda con inversionistas extranjeros;
  2. Así se conseguían dos objetivos: obtener liquidez para satisfacer las necesidades urgentes del gobierno, y que más naciones reconocieran a México como independiente;

Inglaterra fue precisamente de los primeros en reconocer a México como un país soberano y su principal acreedor en aquella época. ¿Cómo consiguió su primer crédito y en qué lo gastó? Economía paralizada Tras la consumación de la Independencia en 1821, la economía del país se encontraba paralizada y con enormes déficit en sus cuentas.

  1. Las actividades productivas estaban paradas y las deudas se estaban acumulando;
  2. La guerra “segó todas las fuentes de la riqueza pública y auxilios del erario”, relataba Antonio  de Medina y Miranda, secretario de Hacienda durante el gobierno de Agustín de Iturbide, en sus memorias recogidas por la dependencia en su archivo histórico;
You might be interested:  Que Se Necesita Para Viajar En Auto?

La falta de liquidez para solventar los gastos administrativos y militares llevó a Medina y Miranda a ordenar la emisión de papel moneda, pero en vez de solucionar el problema, aumentó la desconfianza de la población y la protesta de las provincias, que desembocaron en la renuncia de Iturbide.

El ‘prestamista’ del mundo Mientras México pasaba sus primeros años como nación independiente con una grave crisis económica y financiera, “el gobierno británico intentaba, de manera no oficial, evaluar la viabilidad de entablar relaciones comerciales con nuestro país como una forma diplomática de preservar y respaldar el reciente triunfo de la Independencia y como un medio indirecto de amenazar a España y extender su hegemonía en las regiones de la ‘América española’, antes de que Estados Unidos lo hiciera”; esto, de acuerdo con el segundo capítulo del libro Breve historia hacendaria de México , del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM.

El historiador y secretario académico de la UNAM en Chicago, Óscar Alatriste Guzmá n, señala en el documento ” El capitalismo británico en los inicios del México independiente “, que tras derrotar a Napoléon en la batalla de Waterloo en junio de 1815, la hegemonía de Gran Bretaña le permitió posicionarse como el “primer prestamista del mundo”.

“Los hombres acaudalados ingleses empezaron a interesarse por primera vez en prestar dinero a gobiernos y comerciantes extranjeros. En el decenio de 1820-1830, hubo una serie de préstamos a los gobiernos restaurados y a los latinoamericanos, así como inversiones en acciones de compañías mineras”, dice el documento, citado con autorización del autor.

¿Cómo se contrató el primer crédito? Óscar Alatriste relata que los primeros créditos empezaron a gestarse desde junio de 1822, cuando los legisladores mexicanos autorizaron al gobierno buscar un empréstito en el extranjero. Después de la caída de Iturbide y algunas negociaciones fallidas, Francisco de Borja Migoni, un comerciante mexicano que residía en Londres y que fungía como representante del gobierno, firmó un contrato con la firma B.

  1. Goldschmidt el 7 de febrero de 1824 por un crédito de 5;
  2. 6 millones de pesos de aquella época;
  3. Pero el crédito conseguido no fue en las mejores condiciones para México, señala Alatriste en el texto;
  4. “Es preciso hacer notar cómo en las transacciones de este préstamo, los mexicanos mostraron una vez más su inexperiencia en asuntos económicos de esta índole, pues a pesar de que nuestra nación iba a recibir 8 millones de pesos, que Migoni había sido autorizado para pedir prestado, la cantidad que México quedó obligado a pagar era mayor que el presupuesto total de 1824, que ascendía a 15 millones de pesos aproximadamente;

” México también negociaba otro préstamo, éste con la firma Barclay, Herring, Richardson y Company por un monto cercano a 8 millones de pesos. Por ambos préstamos el país tuvo que dejar en garantía casi todos sus ingresos por aduanas marítimas. ¿En qué se gastó el dinero? De acuerdo con la investigación de Alatriste Guzmán, del total del préstamo de Goldschmidt, casi 50% fue usado para gastos de administración y pago de sueldos, 17% para la compra de tabaco y 7.

  1. 5% en compra de equipo naval y militar;
  2. Del crédito de Barclay, 55% se usó para gastos de administración gubernamental y 21% para compra de buques y municiones;
  3. “Para 1825, ya como presidente el general Guadalupe Victoria, los recursos económicos obtenidos mediante préstamos extranjeros se destinaron a vestir y aumentar el Ejército y la Marina, socorrer a Nuevo México, California y todas las fronteras, acallar los clamores de los empleados de la República, atrasados en sus sueldos, y a cubrir las atenciones de la administración;

Lo anterior es prueba de que los gastos generados por la guerra significaron la única prioridad para la hacienda pública”, se indica en el libro Breve historia hacendaria de México ..

¿Cuántos franceses murieron en la Batalla de Puebla?

“Soldados, se han portado como héroes combatiendo por la Reforma. Nuestros esfuerzos han sido siempre coronados por el éxito. Hoy van a pelear por un objeto sagrado, van a pelear por la Patria y yo les prometo que en la presente jornada conquistarán un día de gloria.

  1. Nuestros enemigos son los primeros soldados del mundo, pero nosotros somos los primeros hijos de México;
  2. Soldados, leo en nuestras frentes la victoria y la fe;
  3. ¡Viva la independencia nacional! ¡Viva la Patria!” – Palabras del General Ignacio Zaragoza a su ejército antes del combate La batalla de Puebla fue un combate librado el 5 de mayo de 1862 en las cercanías de la ciudad de Puebla, entre los ejércitos de la República Mexicana, bajo el mando de Ignacio Zaragoza, y del Segundo Imperio francés, dirigido por Charles Ferdinand Latrille, conde de Lorencez, durante la Segunda Intervención Francesa en México, cuyo resultado fue una victoria importante para los mexicanos ya que con unas fuerzas consideradas como inferiores lograron vencer a uno de los ejércitos más experimentados;

Pese a su éxito, la batalla no impidió la invasión del país, aunque sí que sería la primera batalla de una guerra que finalmente México ganaría. A pesar de la derrota en la Segunda Batalla de Puebla, el primer enfrentamiento siempre será recordado como una muestra de coraje y patriotismo, de gran técnica militar y una pericia para sortear las desventajas en el campo de batalla. La deuda era de 80 millones de pesos:

  • 69 millones para los ingleses
  • 9 millones para los españoles
  • y 2 millones para Francia

El 17 de julio de 1861, el presidente Benito Juárez declaró una moratoria de dos años en el pago de deudas a prestamistas extranjeros, pero la Alianza Tripartita amenazó con invadir el país si no se saldaban por completo las deudas con los tres países europeos. Juárez respondió con un exhorto para lograr un arreglo amistoso. España e Inglaterra lograron negociar por la vía diplomática los términos de pago de la deuda, pero cuando aún se realizaban las negociaciones, llegó a Veracruz un contingente militar francés bajo el mando de Charles Ferdinand Latrille, para luego atacar la ciudad de Puebla, nada menos que con 6 mil tropas francesas.

En honor al general Ignacio Zaragoza, Benito Juárez renombró la ciudad como “Puebla de Zaragoza”. Con Benito Juárez como presidente, en 1861, México se declara financieramente en ruinas y tiene deudas enormes que los conservadores contrataron con banqueros europeos para pagar la  Guerra de Reforma  (1857).

El presidente Juárez sabía que había una guerra inminente y se organizó para proteger la Ciudad de México y ordenando la fortificación de Puebla. Creo también al Ejército de Oriente, designando al mando algeneral Ignacio Zaragoza. El ejército mexicano contaba apenas 2 mil hombres, entre los que había unos pocos soldados y una gran cantidad de indígenas y guerreros de ascendencia mixta, dispuestos a dar todo por su suelo.

Ampliamente superados, sin preparación alguna y con una escasa administración, los combatientes mexicanos se dirigieron al frente de batalla. La Batalla de Puebla se libró del medio día hasta las cinco de la tarde, con un desastroso saldo final para el bando francés, que acabó con 476 muertos y 345 heridos.

En cambio el ejército mexicano solo tuvo 83 bajas, 131 heridos y 21 desaparecidos. Los franceses regresarían al siguiente año, con lo que se libró una segunda batalla en Puebla en la que se enfrentaron 35 000 franceses contra 29 000 mexicanos (defensa que duró 62 días) y lograrían avanzar hasta la Ciudad de México, lo que permitió establecer el Segundo Imperio Mexicano.

¿Cuánto tiempo dura la Batalla de Puebla?

C omo consecuencia de la dictadura santanista y la Guerra de Tres Años , la República Mexicana se encontraba en bancarrota y se declaró en suspensión de pagos respecto de su deuda externa. En respuesta a tal medida económica, tres países acreedores formaron una alianza denominada la Convención de Londres para presionar a México a cubrir sus adeudos.

Entre diciembre de 1861 y enero de 1862 las flotas armadas de España, Francia e Inglaterra, desembarcaron en Veracruz para ocupar las aduanas, presionar al gobierno mexicano y recuperar sus capitales. Los representantes de España e Inglaterra, el general Juan Prim y el embajador Charles Wyke , aceptaron negociar y llegar a un entendimiento con el ministro del exterior Manuel Doblado por lo que reembarcaron sus tropas y regresaron a sus países; no así el francés que exigió el pago inmediato de la deuda y Charles Ferdinand Latrille Conde de Lorencez siguiendo la consigna de Napoleón III , continuó con los planes de establecer una monarquía en México.

Esto provocó la ruptura de la alianza tripartita y el incumplimiento de los ‘ Tratados preliminares de La Soledad ‘; con lo que da inicio al conflicto armado entre México y Francia siendo el 19 de abril de 1862 cuando se realizan los primeros disparos en El Fortín en Veracruz.

  1. Los franceses y mexicanos conservadores establecieron un simulacro de gobierno en Orizaba, Veracruz  encabezado por el general Juan Nepomuceno Almonte para que los representara;
  2. En respuesta, Benito Juárez expidió un decreto declarando traidores a los mexicanos que colaboraran con los franceses e hizo un llamado a tomar las armas, autorizando a los gobernadores de los estados a realizar acciones al respecto y les pidió que enviaran contingentes militares con los que formó el Ejército de Oriente , logrando reunir cerca de 10 mil hombres, cuyos grupos cargaron sus propias insignias y pertrechos hasta Puebla para fortificarla;

Antes del enfrentamiento, Lorencez escribía cartas al ministro de la Guerra en las que expresaba lleno de soberbia, el complejo de superioridad de los europeos, con  frases como: ” Tenemos sobre los mexicanos tal superioridad de raza, organización, disciplina, moralidad y elevación de sentimientos, que os ruego digáis al emperador que a partir de este momento, y a la cabeza de seis mil soldados, soy el amo de México “.

  • Con 4,000 hombres, el general Ignacio Zaragoza concentró sus fuerzas en Puebla para su defensa, ordenando que se levantaran barricadas en las calles y resguardándose en tres cerros que rodean la ciudad con los fuertes de San Juan, Guadalupe y Loreto;

El Ejército de Oriente, estaba dirigido por los generales Miguel Negrete , Felipe Berriozabal , Porfirio Díaz , Francisco Lamadrid , Santiago Tapia , Antonio Álvarez , Antonio Carbajal y Tomás O’Horán ; siendo Negrete quien, al mando de 1,200 soldados, defendería los fuertes, y quien llevó el peso de la batalla, auxiliado por los demás generales, dirigidos por el general Zaragoza.

Por su parte, el ejército francés compuesto de los famosos zuavos – soldados de la infantería de marina, fusileros y cazadores – al mando del conde de Lorencez salieron de Amozoc hacia Puebla la mañana del 5 de mayo de 1862 donde tuvo lugar el histórico combate en el que el ejército republicano venció a los soldados imperialistas.

La batalla comenzó después de las once de la mañana, con la acometida del ejército francés al fuerte de Guadalupe defendido por Negrete; inmediato al ataque es socorrido por la brigada de Berriozabal. Zaragoza auxiliaba las acciones, apoyado por la brigada de Lamadrid a la izquierda y la división de Díaz a la derecha, apoyados por la caballería.

  • Después de tres intentos de apoderarse del cerro de Guadalupe, no pudieron contra el ejército mexicano, ni contra el terreno y la tormenta que se desató acompañada de granizo, obligando al ejército francés a retirarse bajo una “lluvia de fuego y agua”;

Primero besaron el polvo, después el lodo de los campos de Puebla. Además, cuenta la tradición que sobresalieron en la lucha los chinacos, diestros jinetes que dominaban la lanza, el sable y el machete; así como los zacapoaxtlas, que iban a pie y peleaban con machete.

La batalla duró más de cuatro horas y, a las 05:49 de la tarde, el general Ignacio Zaragoza, envía vía telegráfica al presidente Juárez, las siguientes palabras: ” las armas del supremo gobierno se han cubierto de gloria.

” y en el parte de hechos agregó después: ” El ejército francés se ha batido con mucha bizarría; su general en jefe se ha portado con torpeza en el ataque “. Zaragoza calculó las bajas del enemigo en más de mil, entre muertos y heridos, además de ocho prisioneros, y 400 de parte de los connacionales.

  1. Pero justo cuando más necesitaban al general Zaragoza, enfermó gravemente de tifo y el 8 de septiembre del mismo año murió en la ciudad de Puebla, siendo sustituido por el general Jesús González Ortega al mando del Ejército de Oriente, que se preparaba para seguir resistiendo el avance de los franceses;

Puebla fue sitiada un año después y tras dos meses se rindió el 17 de mayo de 1863. Ante tal noticia, el presidente Juárez abandona la Ciudad de México y se traslada a San Luis Potosí. Las fuerzas franco-mexicanas entraron a México el 10 de junio, al mando del general Elías Frédéric Forey , enviado por Napoleón III con tropas de refuerzo y para sustituir a Lorencez.

¿Quién está al mando de las tropas mexicanas?

Batalla de la Ciudad de México
Intervención estadounidense en México Parte de guerra mexicano-estadounidense
Entrada de Winfield Scott al mando de las tropas estadounidenses a la plaza
Fecha 20 de agosto de 1847-15 de septiembre de 1847
Lugar Ciudad de México

.

¿Qué pasó después de la Batalla del 5 de mayo?

Consecuencias de la Batalla de Puebla Luego de cuatro años en guerra, Francia ganó la guerra e impuso el Segundo Imperio Mexicano, bajo el mando de Maximiliano de Habsburgo.

¿Cuáles fueron las consecuencias de la Batalla del 5 de mayo?

La Batalla de Puebla tuvo lugar el 5 de mayo de 1862 como consecuencia directa de las políticas realizadas por el presidente Benito Juárez, quien al ver la mala situación económica de México decidió suspender los pagos de deudas a España, Inglaterra y Francia, ya que estos significaban el 70% de los recursos económicos.

¿Cuáles fueron los principales personajes de la Batalla de Puebla?